Tal vez sí podré verla, ¿no?.

Tiempo al tiempo, ¿cierto?.


No entiendo como me puedes hacer esto. Dime que me dejarás abrazarla aunque sea por última vez. Dime, ¿qué harás cuando ella crezca y te pregunte por mí?, ¿le mentirás?, ¿le pondrás en contra de mí?. Dime que no te has ido para evitar verme o para tratar y evitar que vea a mi propia hermana, mamá...
Cógeme el teléfono, quiero verte. No pienses que te guardo rencor; yo te quiero...
''Unos pasos se acercan hacia mi habitación. Abres la puerta, entras. Te sientas al borde de mi cama y con la mirada en el suelo comienzar a cuestionar.
- ¿Tú me quieres?-.
- Claro que te quiero, mamá, ¿por qué lo preguntas?-.
- Hay veces que pienso que no-.
- Mamá, nunca pienses que no te quiero; siempre he agradecido lo que has hecho por mí-.
Te levantas de mi cama, y te vas sin decir nada más. ''
Me duele saber que solo tengo un recuerdo; el único recuerdo, donde parece ser o creí pensar que mis pensamientos te importaron.

Ahora, yo te pregunto, ¿tú me quieres?.

Noa

4 comentarios:

  1. Pre-cio-so! me ha dejado sin palabras...
    Un bbesito

    ResponderEliminar
  2. Eso tiene que ser duro, complicado y muy doloroso. Sin palabras...

    Por cierto, no soporto la expresión "Tiempo al tiempo" no me preguntes porqué pero me parece tan.. horrible. Siempre esperamos que el tiempo ponga la solución a todo, cuando tal vez somos nosotros mismos quienes tenemos la respuesta. Además me parece tan derrotista, tan simple, todo el mundo con ello en la boca... ¡hasta para ir a buscar el pan te dicen tiempo al tiempo!

    *Paranoias de una desquiciada.

    ResponderEliminar
  3. Me dejò sin palabras, me pasò algo asì como lo que escribiste por eso me siento muy conmovida :/

    ResponderEliminar
  4. Me encanta como escribis, realmente me re llego tu texto, no me paso pero si a alguien que conosco :/

    Tenes una nueva seguidora, muaaaaaaa♥

    ResponderEliminar